Artículos de interés

ESPACIO LABORAL Y SALUD

Lo que no cambiará en el ámbito laboral una vez superada la pandemia….la necesidad de recrear el proceso grupal de producción en el trabajo

Las relaciones humanas articuladas en los distintos espacios sociales en que el ser humano se desarrolla (familiar, educativo, laboral, recreativo, etc.) están siendo impactadas por un hecho de características y proporciones considerables que necesariamente modifican el qué, el cómo y el dónde llevamos a cabo nuestras actividades.

Este impacto se da tanto en el plano individual como grupal alcanzando y afectando a las organizaciones en su totalidad, y por ende modificando profundamente nuestra vida cotidiana.

En los últimos tiempos nos vimos forzados a iniciar o potenciar modalidades de trabajo en las que el aislamiento y la comunicación virtual nos pusieron ante nuevas formas de producir individual y grupalmente.

Independientemente de que estas nuevas modalidades, potenciadas por la fuerza de la necesidad -gran aliada de los cambios- hayan encontrado una nueva normalidad e intensidad, lo que seguirá subyaciendo en toda relación humana es el vínculo.

El espacio laboral, que es el que nos ocupa, necesariamente estará condicionado por el vínculo de las personas. La cantidad y la calidad del mismo determinará la eficacia y eficiencia en la producción de la tarea que la organización se propone llevar a cabo, así como su capacidad de evolución y cambio.

Las relaciones y experiencias humanas en el ámbito laboral son de extrema importancia en la representación y constitución del individuo y por ende de los grupos en los que se desempeña.

La mutua modificación, el aprendizaje, y la movilidad de roles son indicadores claves de la salud de la Organización.

Las mejores modalidades de comunicación, planeación, ejecución y evaluación, que podamos seleccionar son aquellas que incluyan y den cuenta de estas necesidades subyacentes en todo individuo y grupo humano.

Deberemos encontrar nuevas formas para recrear aquello que resulta imposible de sustituir: el proceso grupal.  El proceso clave mediante el cual se logra la producción de conocimiento.

En tanto que:

  • Incorpora la mirada e interacción de personas con distintos conocimientos y experiencias, logrando una exploración más abarcativa de la tarea.
  • Redunda en mayor eficacia a través de una mayor homogeneidad en la tarea
  • Se logra una mayor apropiación del conocimiento producido
  • Se potencia el proceso de generación de ideas a través de la interacción.
  • Se hace manifiesta la necesidad de consenso y favorece la toma de decisiones.
  • Se gana eficiencia y eficacia en la implantación de los acuerdos generados. Se sustituye persuasión por convicción (lo que me dicen que tengo que hacer versus lo que definimos, en conjunto, hacer)

Se impone el cambio de la formas. Pero debemos hacer del trabajo un espacio fundamental para la construcción de personas sanas, donde el sentido de logro conjunto, el sentimiento de pertenencia y la posibilidad de desarrollo y aprendizaje sea el mayor incentivo para cada miembro de la Organización.

 

Desde Evoluciona esperamos que esta información resulte de utilidad y lo invitamos a conocer en detalle nuestros servicios relacionados con esta y otras temáticas vinculadas a la optimización de su negocio y la evolución digital.